jueves, 8 de septiembre de 2011

Reseña: Loco y Estúpido Amor (Crazy, Stupid, Love)

Título: Loco y Estúpido Amor
Título Original: Crazy, Stupid, Love
País: Estados Unidos
Año: 2011
Director: Glenn Ficarra, John Requa
Reparto: Steve Carell, Julianne Moore, Emma Stone, Ryan Gosling, Marisa Tomei , Kevin Bacon y John Carroll Lynch.
Duración: 118 minutos

Sinopsis: "A los cuarenta y tantos años, el recatado Cal Weaver (Steve Carrel) está viviendo un sueño - buen trabajo, bonita casa, grandiosos hijos y un matrimonio con su amor de secundaria. Pero cuando Cal se entera de que su esposa, Emily (Julianne Moore), lo engañó y quiere el divorcio, su vida "perfecta" rápidamente se desmorona. Peor todavía, en su ahora mundo de soltero, Cal, que no ha tenido una cita en décadas, se deja ver como el arquetipo de una persona no tranquila. Ahora, al pasar sus tardes libres solo en un bar local, el desafortunado Cal se vuelve el protegido del guapo treintañero Jacob Palmer (Ryan Gosling). En un esfuerzo por ayudar a que Cal supere a su esposa y empiece a vivir su vida, Jacbo le abre los ojos a nuevas opciones: mujeres coquetas, tragos de hombre y un sentido del estilo que no puede encontrarse en tiendas regulares. Cal y Emily no son los únicos buscando el amor en los que podrían ser lugares erróneos: el hijo de 13 años de cal, Robbie, está enamorado de su niñera de 17 años, Jessica, que a su vez está enamorada de Cal. A pesar de la transformación de Cal y todas sus nuevas conquistas, la única cosa que no puede cambiar es su corazón, que parece llevarlo otra vez a donde comenzó".

“Cuando te dije que volvería tarde del trabajo, en realidad, fui a ver sola la nueva película de Crepúsculo. Fue tan mala… no sé que estaba pensando”

Una pequeña joyita del cine comercial... ¿No se supone que todas las películas son comerciales? Digo, hay que ganar dinero de alguna manera ¿No?

Me animé a ver la película por el reparto, ya que, como experto cinéfilo (ja) uno nunca juzga a una película por los avances. La historia va de una pareja: Cal Weaver (Steve Carell) y Emily (Julianne Moore) quienes llevan un aparente solido matrimonio, en un arranque de sinceridad, Emily le confiesa a Cal que le ha sido infiel. Y la vida perfecta que cree tener Cal, se viene abajo.

La película trata el tema del amor desde tres ángulos distintos, empleando a la misma familia. El niño puberto que se enamora de una chica más grande que él, la pareja joven y el caso de la pareja madura.

Bien, ya muchas páginas y sitios de internet escribieron de lo que va la historia y demás cosas. Lo que yo puedo decir, es que amo estas películas; la gente no se da cuenta pero son como MANUALES, son como “la guía del ligue”, uno prácticamente puede aplicar lo aprendido en Loco y Estúpido Amor y otras películas como Los Cazanovias (The Wedding Crashers) por citar sólo algunas y obtener resultados… está bien, me estoy viendo misógino y degradador de la mujer como mero artículo sexual. Pero hay que pensar que la mayoría de las frustraciones y problemas de la vida diaria tienen que ver más con el tema sexual que por, digamos, el tema económico. No en vano se han acuñado frases como “Vieja mal cogida” y en el caso de los hombres “No le dieron de cenar” cuando alguien se encuentra de mal humor.

Y ¿Por qué hablo del sexo? Precisamente porque la película (en el caso particular del personaje de Ryan Gosling) aborda el tema de la promiscuidad, como puerta de escape de la soledad. Él tiene sexo, demasiado sexo pero al final siempre se queda solo, hasta que conoce a una chica con la que no necesita demostrar su virilidad.

Al final la película termina con una clásica moraleja, que es lógica... tiene que ser, porque como les digo, no muchos entienden, que esta película es un manual, luego entonces, la terminan volviendo final feliz para meter la reflexión de “¿Ya vez? Tuvo muchas mujeres y con todas se acostó pero al final encontró el verdadero amor” Sin embargo, lo que cortan es el: “Pero mientras la encontró, se cogió a todas y disfrutó de sexo a manos llenas” jajaja.

La química entre Emma Stone y Ryan Gosling es increíble
Está bien, lo acepto, también tiene sus partes en las que se estruja el corazón, reímos y reímos… pero el mensaje ahí está. Si la hubiera visto antes...

Yo la recomiendo, pues prácticamente uno termina con dolor de estómago de tanto reír.

¡Ah, sí! ¿Por qué digo que "si la hubiera visto antes"? Resulta que, cuando vi la película, una chica se sentó al lado mío... ¿Y eso qué tiene? preguntarán. No sé en los demás países, pero en México existe la regla (estúpida y no escrita) de dejar un asiento vacío entre persona y persona, luego entonces, me extrañó que se sentara junto a mí, además venía sola, y me ofrecío de sus palomitas... y le dije: -Gracias, ahorita no- ¿Qué me hubiera dicho  Ryan Gosling es ese momento? Además de un zape, me hubiera dicho: P-E-N-D-E-J-O así no se trata a una mujer... ahora, tómala de la mano y dile lo que ella quiere escuchar.

¿Ya ven? me apendejé en ese momento, actué como un Cal Weaver cualquiera y rechacé conocer a esa chica y... el tema de este blog sería otro.

¡¡Loco y estúpido... hombre!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario