miércoles, 5 de octubre de 2011

¿Veracruz? ¡SEGURO! (Pt1)

Hace poco fui a turistear por Veracruz. A propósito, recuerdo cuando en la primaria nos ponían a cambiar signos de puntuación, exclamación e interrogación para cambiar el significado de una palabra como:
Veracruz seguro

¿Veracruz? ¡Seguro!

Veracruz… ¿Seguro?

Pero dejémonos de cosas, en estos momentos, los paisanos de Veracruz

(ATENCIÓN: A PARTIR DE ESTE PUNTO TODO ES FICCIÓN, UN INVENTO. CUALQUIER PARECIDO CON LA REALIDAD, PERSONAJES VIVOS O MUERTOS ES MERA COINCIDENCIA, AL MOMENTO DE LEER ESTE ESCRITO ESTA RENUNCIANDO AUTOMÁTICAMENTE A ACTUAR DE FORMA JURIDICA Y/O LEGAL EN PERJUICIO DEL CREADOR DE ESTE BLOG ASÍ COMO DEL USUARIO PROPIETARIO DE LA CUENTA DE TWITTER POR LA QUE SE DA A CONOCER EL MISMO ¡VIVA EL GOBERNADOR DE VERACRUZ!)ja.

están viviendo tiempos delicados en los que la inseguridad impera, el gobierno ignora a los que en teoría debería de servir, pues el pueblo los eligió para representarlos, luego entonces, si un elegido por el pueblo no cumple con SU OBLIGACIÓN, este debería de ser sustituido por algún otro más capaz.

Todo esto debería de suceder en el maravilloso mundo de Disney… quiero decir: México, pero no lo es. La existencia de un gobierno corrupto y lo que es peor: corrupto y cínico está dando al traste no solo con una entidad como lo es Veracruz, sino con el país entero.

Regresando al punto de que hace poco fui de turista a Veracruz, comienzo diciendo que fue una semana siguiendo la “Ruta del café” Realizada como se supone que recomiendan los expertos: Puebleando.

Así, su servidor conoció: Perote, Naolinco, el puerto de Veracruz, el pueblito de la Antigua, la playa de Chachalacas, Xico, Coatepec y Xalapa. Como recordar es volver a vivir, me auxiliaré de mis publicaciones en Twitter para ordenar cronológicamente las actividades realizadas que acompañaré de bellas fotografías tomadas por su servidor.

Vía Twitter:

Saliendo para Veracruz! Y el clásico remordimiento se hace presente: "creo que no empaqué lo suficiente" jeje

Esto se debió a que Veracruz es tan rico en biodiversidad, que hay que llevar ropa para casi todo: Lluvia, calor, frío, más calor…

Almorzamos en no se donde en medio de la carretera a la altura de Perote, donde venden queso, crema y unos riquísimos pays. No tomé fotografía ni anoté el nombre del lugar, pero es famoso, algo así como el Tres Marías pero de Veracruz

Vía Twitter:

Escala en Naolinco, dicen que aquí todo lo hacen de piel y que el calzado está bara bara…

Efectivamente, la primer escala fue (para las mujeres) el hallazgo del viaje, una situación ganar-ganar, pues las chicas salieron felices con sus bolsas y zapatos de piel, mientras que los amigos de Naolinco quedaron satisfechos con las ventas obtenidas.

Yo recomiendo más un rápido paso por el pueblo, para llegar a la zona de las plazas (hay dos) pues las plazas de comerciantes de la piel tienen variedad de productos, unos ofrecen zapatos, otros únicamente chamarras, y al ser varios negocios nos evita andar asoleándose por Naolinco saliendo y entrando de las casas o talleres
… y sí, los precios son bajos.

Lo triste del lugar es que la mayoría de los pobladores y vendedores ¡NO USAN ZAPATOS NI BOTAS! Puro miserable tenis, es decir, parece ser que no creen en lo que producen. TIP DEL VIAJERO: Compre si el vendedor o vendedora usa zapatos, botas o sandalias, eso significa que no únicamente usa su propio producto, sino que se siente orgulloso de calzar algo de su misma región producida por sus vecinos y paisanos.

Naolinco es un poblado pintoresco con un toque de nostalgia, les comparto más imágenes del lugar, donde me decía una chica Naolinqueña que se acostumbra comprar nieve en “los carritos” y quedarse un rato en la plaza o jugar en las canchas. Yo fui al encuentro de la nieve de los famosos carritos donde degusté (¡Oh!) una rica nieve de mamey. Además de que una señora amable también pobladora de ahí, me ofrecía dulces típicos, como estos pero la que se llevó la tarde fue un pan relleno de crema llamado maravilla (no aseguro nada, ya que olvidé de que era el relleno y el nombre de esa pan, espero que sea ese).

Ya en el puerto de Veracruz…

Vía Twitter

Estamos en "Café de la Parroquia" el servicio como en todos los lugares con fama es pésimo, pero valió la pena, eso creo... yo no sé de café.

Precisamente una de las ideas del viaje era conocer más del café. Algo así como un curso intensivo del experto catador de café jaja.

Dejamos las maletas en el hotel y salimos a investigar. Llegamos al famoso “Café de la Parroquia” y mi primer pensamiento fue: Aquí está el café pero ¿Y… dónde está la parroquia?

La duda es justificada, es como si colocara un puesto de tacos y le pusiera: "La Gran Taquería de la Pirámide" y al lado no hubiera ninguna pirámide…

Parece ser que el dicho: “Haz fama y echa a dormir” fue seguido fielmente por “El Gran Café de la Parroquia” Pues creció tanto que ahora ocupa dos locales inmensos en dos esquinas. Desde ahí me dio mala espina.

Lo bueno fue que nos indicaron cual era la esquina original, la de siempre. Lo malo, que el lugar, parecía cualquier cosa, menos un café antiguo de renombre. El servicio es una porquería, de por sí es complicado conseguir una mesa, y cuando uno ya tiene el lugar, lo dejan esperando horas antes de tan siquiera dar la carta, cuando por fin le toman a uno su orden, el mesero trae lo que se le da su chingada gana, en el orden que se le hinchan sus huevos. Mi acompañante pidió el tradicional café lechero, orden de pan (bomba) y un platillo volador (así se llama); que es un sándwich de jamón y queso. Por mi parte ordené un sándwich de pavo, y el café lechero. Pues el mesero trajo mitad y mitad de la orden y había que recordarle constantemente lo que ya le habíamos ordenado, terminando por comernos primero el pan así a secas, luego el sándwich y al final el café…

Y luego salen con la mamada de que “Ir a Veracruz y no pasar al Café de la Parroquia es como no haber ido a Veracruz” pues francamente no, y por andar perdiendo el tiempo en el café, nos perdimos de ir al acuario. TIP DEL VIAJERO: No ir con hambre al Café de la Parroquia, ir únicamente a platicar y armar el itinerario de su viaje. Para que se entienda, úsese como un Sanborns: para pasar dos horas de chacoteo donde lo menos importante es lo que se vaya a consumir (Si no va al Café de la parroquia, ¡No pasa nada, no se va a morir!).

Lo que de verdad es de ley, es caminar por el malecón y qué mejor para finalizar el recorrido, que tomar ahí mismo en el malecón un ¿Camión? ¿Turibus? ¿Tranvía? Lo que sea que fuere, asemeja a un camioncito de dos pisos que da la vuelta por los lugares interesantes del Puerto. Lo bueno del viaje en ese camioncito turístico fue que vimos más lugares para visitar.

La iglesia más antigua de América se ecuantra en La Antigua.

Al día siguiente, fuimos a conocer la iglesia más antigua de América y la casa de Hernán Cortes en una población llamada la Antigua.

Nuestro guía estuvo muy bien, nos platicaba infinidad de historias, como la de una Ceiba madre (árbol) y sus hijos ceiba. Si desean conocer la historia, vayan a la Antigua.

El lugar es muy tranquilo y hasta cuenta con un “boulevard” para caminar por todo el río. TIP DEL VIAJERO: A la entrada del pueblo están los guías, que los llevarán a conocer la casa de Hernán Cortes y la iglesia por una cooperación voluntaria.

Y para despedirse de nosotros, el guía que encontramos, dio aún más recomendaciones para el viaje.

Esta es la casa de Hernán Cortés

De ahí fuimos hasta la zona arqueológica de Cempoala, lugar donde Cortes hizo sus primeras alianzas. Sus edificaciones se hicieron con piedras de río aplanadas con estuco, lo que hacía que sus edificios brillaran como si fueran de plata, acá algunas fotografías del lugar. Lo curioso es que las imágenes muestran la zona arqueológica con un clima despejado y tranquilo pero en realidad, el sol estaba dando con todo, el calor era infernal ja.


Por cierto, para más información acerca de Cempoala, encontré una pagina muy completa (por no decir que casi es la única) que pueden consultar, misma de la que dejo el link acá abajo por si gustan revisarla:  http://prograweb.com.mx/pweb/proyectos/cempoala/monumentos.php

Y hasta aquí llega la primer parte del viaje por la “Ruta del café” en la próxima entrada, les compartiré el resto del viaje.

Los dejo con imágenes de la playa de Chachalacas, pues luego de recorrer la zona arqueológica, con el sol a todo lo que daba y ya con hambre, realizar una escala en Chachalacas era el siguiente paso lógico.
Playa Chachalacas
Por cierto, se me estaba pasando darles el TIP DEL VIAJERO: A nosotros nos recomendaron estar muy atentos con las gitanas (sí, es cierto) que leen la mano para adivinar el futuro (no, no creo que sea cierto) Ya que misteriosamente durante su presencia las cosas tienden a desaparecer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario